Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Oraciones’ Category

Oraciones

En esta Entrada veremos las Oraciones mas pedidas.

Oración del Credo:

 Creo en Dios Padre todopoderoso, creador del cielo y de la tierra. Creo en Jesucristo, su único Hijo, nuestro Señor; que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo, nació de Santa María Virgen; padeció bajo el poder de Poncio Pilatos, fue crucificado, muerto y sepultado; descendió a los infiernos, al tercer día resucitó de entre los muertos; subió a los cielos y está sentado a la diestra de Dios Padre desde allí ha de venir a juzgar a los vivos y a los muertos. Creo en el Espíritu Santo;la Santa Iglesia Católica, la comunión de los Santos; el perdón de los pecados; la resurrección de los muertos; y la vida eterna.

Amén!.


Oración para la salud:

 Padre nuestro, que estás en los cielos,
al igual Que el sol ilumina la tierra y le da color y vida,
él Nos recuerda tu amor.
Porque es en ti en quien vivimos, Nos movemos y existimos.
De la misma manera que has estado entre nosotros muchas veces.
A la hora de la dificultad, en el pasado, continúa bendiciéndonos ahora con tu ayuda.

 Mira, Señor, con bondad lo que se está haciendo en provecho mío.
Guía con sabiduría al médico y todos los que cuidan de mis necesidades.
Préstanos tu fuerza curativa, para que me sea devuelta la salud y la fortaleza.
Y te daré gracias Por tu generoso y solícito cuidado.
Por Cristo Nuestro Señor.
Amén!. 


Oraciones de salud:

 Padre Dios Todopoderoso, fuente de la salud y del consuelo, que has dicho “Yo soy el que te da la salud” Acudimos a ti en este momento en el que por la enfermedad experimentamos la fragilidad de nuestros cuerpos. Ten piedad Señor de los que estamos sin fuerza “devuélvenos la salud y quedaremos sanos” . Has efectivos los tratamientos médicos.  Líbranos de los efectos secundarios de la medicina y haz lo que la medicina no puede hacer. Realiza un milagro de tu amor y concédenos la salud del cuerpo, la paz en el alma, para que libres de toda enfermedad y recobradas las fuerzas, podamos servirte mejor a ti y a nuestros hermanos. Lo pedimos en el nombre de tu Hijo Jesucristo, conla Virgen María nuestra madre, orando en la fuerza del Espíritu Santo, a ti que vives y reinas por los siglos de los siglos.

Amen!.


Oración para pedir la salud de los enfermos (Virgen de Lourdes):

 ¡Oh amabilísima Virgen de Lourdes, Madre de Dios y Madre nuestra! Llenos de aflicción y con lágrimas fluyendo de los ojos, acudimos en las horas amargas de la enfermedad a vuestro maternal corazón, para pediros que derraméis a manos llenas el tesoro de vuestras misericordias sobre nosotros.

 Indignos somos por nuestros pecados de que nos escuchéis: pero acordaos, os diré con vuestro siervo San Bernardo, que jamás se ha oído decir que ninguno de los que han acudido a Vos haya sido abandonado de Vos.¡Madre tierna! ¡Madre bondadosa! ¡Madre dulcísima! Ya que Dios obra por vuestra mano curaciones sin cuento enla Grutaprodigiosa de Lourdes, sanando tantas víctimas del dolor, guardad también una mirada de bendición para nuestro pobre enfermo… Alcanzadle de vuestro Divino Hijo Jesucristo la deseada salud, si ha de ser para mayor gloria de Dios. Pero mucho más alcanzadnos a todos el perdón de nuestros pecados, paciencia y resignación en los sufrimientos y sobre todo un amor grande y eterno a nuestro Dios prisionero por nosotros en los Sagrarios. Amén.

 Virgen de Lourdes, rogad por nosotros.
Consuelo de los afligidos, rogad por nosotros.
Salud de los enfermos, rogad por nosotros.


Virgen de la Salud (Terrades) Girona:

 Oh Virgen María, Salud de los enfermos, que has acompañado a Jesús en el camino del Calvario y has permanecido junto a la cruz en la que moría tu Hijo, Participando íntimamente de sus dolores, acoge nuestros sufrimientos y únelos a los de Él, para que las semillas esparcidas durante el Jubileo sigan produciendo frutos abundantes en los años venideros. Madre misericordiosa, con fe nos volvemos a Ti. Obtennos de tu Hijo el que podamos volver pronto, plenamente restablecidos, a nuestras ocupaciones, para hacernos útiles al prójimo con nuestro trabajo. Mientras tanto, quédate junto a nosotros en el momento de la prueba y ayúdanos a repetir cada día contigo nuestro “sí”, Seguros de que Dios sabe sacar de todo mal un bien más grande. Virgen Inmaculada, Haz que los frutos del Año Jubilar sean para nosotros y para nuestros seres queridos, Prenda de un renovado empuje en la vida cristiana, Para que en la contemplación del Rostro de Cristo Resucitado Encontremos la abundancia de la misericordia de Dios y la alegría de una comunión más plena Con los hermanos, primicia de la alegría sin fin del Cielo.

Amén!


Oración virgen de Guadalupe:

 “Madre Santísima de Guadalupe. Madre de Jesús, condúcenos hacia tu Divino Hijo por el camino del Evangelio, para que nuestra vida sea el cumplimiento generoso de la voluntad de Dios Condúcenos a Jesús, que se nos manifiesta y se nos da en la Palabra revelada y en el Pan de la Eucaristía Danos una fe firme, una esperanza sobrenatural una caridad ardiente y una fidelidad viva a nuestra vocación de bautizados. Ayúdanos a ser agradecidos a Dios, exigentes con nosotros mismos y llenos de amor para con nuestros hermanos. Amén!” 


Oraciones básicas:

 El Padre nuestro es la oración que Jesús nos enseñó para dirigirnos a nuestro Padre, es una oración de confianza en la que le expresamos nuestro amor; le pedimos por nuestras necesidades y le prometemos perdonar a los que nos ofenden, esperando que El nos perdone cuando caemos en algún error.Le pedimos su ayuda para que no nos permita caer en el mal y ceder ante las tentaciones de hacer cosas que no son correctas.La palabra Amén significa: “Así sea”.

 Con ella expresamos la confianza que tenemos en Ely el compromiso que adquirimos de cumplir lo que prometemos: perdonar y hacer loposible por no pecar.Ora un Padre nuestro diariamente, hazlo de corazón, medita en el compromiso que adquieres, en cómo puedes realizarlo con tus padres, tus hermanos, tus abuelos, tusparientes, tus amigos, tus maestros, tus vecinos… 

El Padre nuestro:

Padre nuestro,
que estas en el cielo,
santificado sea tu Nombre;
venga a nosotros tu reino;
hágase tu voluntad 
en la tierra como en el cielo.

Danos hoy nuestro pan de cada día;
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos
a los que nos ofenden;
no nos dejes caer en la tentación,
y líbranos del mal.

Amén!.

Ave María:

 El Ave María es una oración dirigida ala Virgen María, madre de Jesús y madre nuestra.Ora un Ave María diariamente y medita sobre lo que significa.La palabra “Ave” significa en arameo “Saludo” Con ésta oración, saludamos a María, pedimos a Dios la salve.Le decimos que está llena de dones. Eso significa ser bendecida. Cuando tus papás te bendicen, piden dones para ti, piden cosas buenas para ti .La bendecimos y bendecimos a su Hijo Jesús, le pedimos que ruegue por nosotros, ya que ella es bendita entre todas las mujeres y al estar tan cerca de Dios, puede interceder por nosotros.Como ruega o intercede tu mamá, ante las personas. Bendecimos a Jesús, como bendecimos a nuestros hermanos, o sea, deseamos para ellos cosas buenas. Le pedimos también nos acompañe siempre, en el transcurso de nuestra vida y en el momento de nuestra muerte, para interceder ante su hijo por nosotros.¿Tú crees que Jesús no va a escucharla, si es su Madre, si es bendita por Dios?.

Oración:

Dios te salve María
llena eres de gracia
el Señor es contigo;
bendita tú eres 
entre todas las mujeres,
y bendito es el fruto 
de tu vientre, Jesús. 
Santa María, Madre de Dios,
ruega por nosotros, pecadores,
ahora y en la ahora
de nuestra muerte.

Amén!.

Cuando se sienta alterado, intranquilo o muy confundido para tomar una desicion acertada, recurra a Dios y pidale por la paz de su corazon, diciendo:

” Señor mio,gracias por velar por mi providencia
Tu, que me has guiado por tan singulares caminos,
Permiteme una vez mas conocer tu grandeza y tu sabiduria
Gracias por esta tranquilidad
Que nos brindas a todos los que creemos en ti,
Señor, siguenos iluminando el camino en el que andamos,
Robustece nuestro corazón,
Vigoriza nuestra fe e ilumina nuestro entendimiento
Para que seamos dignos de las admirables
Lecciones que nos da la vida, Amen!” 

Oración para los hijos:

  Señor, Padre todopoderoso, te damos gracias por habernos dado estos hijos. Es una alegría para nosotros, y las preocupaciones, temores y fatigas que nos cuestan, las aceptamos con serenidad. Ayúdanos a amarlos sinceramente. A través nuestro has hecho surgir su vida; desde toda la eternidad tú los conocías y amabas. Danos sabiduría para guiarlos. paciencia para instruirlos. vigilancia para acostumbrarlos al bien mediante nuestro ejemplo. Fortalece nuestro amor para corregirlos y hacerlos mas buenos.
Es tan difícil a veces compren derlos ser como ellos nos desean, ayudarles a hacer su camino! Enséñanos tú, Padre bueno, por los méritos de Jesús. tu hijo y Señor nuestro. Amén


Los niños no nacidos y han sido abortados, Ayudarlos a entrar en paz al Reino de los cielos: 

 Padre celestial, tú nos das la dádiva de la libertad de amar y seguir tus caminos y tus mandatos. Algunos padres escogen abusar de esta libertad destruyendo el regalo de la vida, tu obsequio. Por favor, perdona a quienes destruyen la vida humana con el aborto, y da a esos niños abortados la oportunidad de disfrutarte por toda la eternidad.
 Ayúdame a ser solidario con esos pequeños seres tuyos, tomando como propias las palabras de tu Hijo: “Cuanto hicisteis a unos de estos hermanos míos más pequeños, a mí me lo hicisteis” (Mt 25,40). Por eso, permíteme hoy, Padre, adoptar espiritualmente a un niño abortado, y ofrecer todas mis oraciones, mi trabajo, mis alegrías y mis sufrimientos por ese pequeñito, para que pueda vivir en tu gloria, con tu Hijo Jesucristo y con el Espíritu Santo, un sólo Dios, por los siglos de los siglos. Amén!.


A María, madre de las mujeres heridas por el aborto:

 María de Belén y Nazaret, esposa de José, Virgen y Madre del Hijo de Dios hecho hombre, mujer del sufrimiento, modelo de Fe. Tú eres nuestra Madre: viviendo en el gozo de la presencia de Dios, cuidas de cada uno de nosotros con generosidad, compasión y ternura. A ti te confiamos todas las madres heridas por el aborto y sus hijos abortados. Que tu amor infinito consuele a nuestras hermanas devolviéndoles su dignidad. Sé para ellas un manantial de salud, paz y alegría; permíteles encontrar el consuelo de saber que sus hijos reposan en tus brazos. Protege y bendice el trabajo de quienes apoyan a estas mujeres. Que puedan dar todo el amor y el consuelo a tus adoloridas hijas. Asístelos para que trabajen con coraje, dedicación y perseverancia, y así logren proteger a todas las mujeres del horror de abortar a sus hijos. Da capacidad de comprensión a todos los que se acerquen a las madres que han abortado, especialmente a quienes puedan ayudarlas. Y a nosotros, pobres pecadores, concédenos permanecer unidos en la presencia de tu Hijo Jesucristo, nuestro Señor. Amén!.Para las Fuerzas a las malas tentaciones  y para vivir:
Amado Dios, he estado viviendo mi vida a mi manera.
Ahora deseo vivirla a tu manera. 
Te necesito y estoy dispuesto a que tomes el control de mi vida.
Recibo a tu hijo Jesucristo,
como mi señor y salvador personal.
Creo que el murio por mis pecados y ha resucitado de entre los muertos.
Me entrego a El.
Ven señor Jesus y ocupa el trono de mi vida.
Haz de mi la clase de persona que tu quieras que sea.

Amen!. 


Oración para renovar fuerzas:

  Padre de todos los hombres, que nos amas así como somos, que respetas nuestra libertad y proyectos, que conoces a cada uno de nosotros por nuestro nombre y apellido, que con paciencia infinita pasas por encima de nuestras debilidades, de nuestras dudas e ingratitudes, y siempre nos estás esperando con los brazos abiertos de la misma forma que el padre del evangelio esperaba al hijo pródigo. En los momentos de debilidad y de crisis, en los días buenos como en los malos, no olvides dirigir tu mirada hacia mí, porque entonces sólo Tú darás valor a mi vida. Con tu ayuda no habrá montaña que no podré escalar, ni desierto que no podré atravesar, ni llanura que se pierda en el horizonte. En tu nombre sabré superar dificultades, cumplir con los cometidos propuestos, sentir que mi vida esta bien protegida y que al final habrá merecido la pena vivir a tu lado.

Amén!.


Oración por la paz en el mundo:

Señor Jesús, tú guías sabiamente
la historia de tu Iglesia y de las naciones,
escucha ahora nuestra súplica.
Nuestros idiomas se confunden
como antaño en la torre de Babel.
Somos hijos de un mismo Padre
que tú nos revelaste
y no sabemos ser hermanos,
y el odio siembra más miedo y más muerte.
Danos la paz que promete tu Evangelio,
aquella que el mundo no puede dar.
Enséñanos a construirla como fruto
de la Verdad y de la Justicia.
Escucha la imploración de María Madre
y envíanos tu Espíritu Santo,
para reconciliar en una gran familia
a los corazones y los pueblos.
Venga a nosotros el Reino del Amor,
y confírmanos en la certeza
de que tú estás con nosotros
hasta el fin de los tiempos.

Amén!.


Oración por la Paz (San Francisco de Asis):

Señor, 
hazme un instrumento de tu paz:
donde haya odio, ponga yo amor,
donde haya ofensa, ponga yo perdón,
donde haya discordia, ponga yo armonía,
donde hay error, ponga yo verdad,
donde haya duda, ponga yo la fe,
donde haya desesperación, ponga yo esperanza,
donde haya tinieblas, ponga yo la luz,
donde haya tristeza, ponga yo alegría.
Oh, Señor, que no me empeñe tanto
en ser consolado como en consolar,
en ser comprendido, como en comprender,
en ser amado, como en amar;
porque dando se recibe, olvidando se encuentra,
perdonando se es perdonado,
muriendo se resucita a la vida .

Amén!. 


Oración por la paz y la unidad
:

 Señor Jesús, ten piedad de nosotros y concédenos la paz y la unidad,
no permitas que nos soltemos de tus manos y danos un corazón capaz de
amar como tu nos amas. María Madre auxílianos en estas difíciles
horas de la tribulación, se nuestra fuerza y consuelo. Cúbrenos con
tu manto y que la sangre de tu bendito Hijo nos proteja de todo mal,
Ten piedad Señor de nosotros, los que a ti nos encomendamos, te lo
rogamos por tus méritos y los de tu amorosa Madre. Ten piedad y se
nuestra Roca y Baluarte.
Señor no mires nuestras miserias y pecados, sino la fe de tu iglesia
que clama tu socorro. Madre Santa tu eres nuestro comandante
dirígenos por el camino que al Señor le agrada, danos Señora las
armas necesarias para hacer de este mundo un espacio de amor
misericordioso, donde ningún hermano sufra. Te lo rogamos Señor por
la intercesión de María Santísima, por sus méritos te lo pedimos, a
ti que vives y reinas por los siglos de los siglos.

Amen!.


Oración para la Paz en el Hogar:

 Dios mío soy uno de los mortales que tal vez tenga más imperfecciones y tenga poca luz; pero comprendiendo que vos sois tan misericordioso y deseando andar en el buen camino, arrepintiéndome de mis malos pasos dados, te pido tengas piedad de mí. Comprendo Dios mío, que de tu grandeza todo se espera, y que por más imperfectos que seamos, aun así, no nos abandonas y siempre nos tiendes tu mano misericordiosa.  Por eso elevo a ti mi pensamiento, para que me concedas, como pan de mi hogar, la paz; para los humildes, la paz; para que se sum icen los tiranos, la paz. Que en nuestro cerebro brille la estrella de la paz, y que fortalecidos por la sublimidad de tu amor, bebamos en la misma fuente y arrepentidos de nuestras faltas, solo paz, tranquilidad y armonía podamos compartir en nuestro hogar, y transportemos al mundo de lo bello nuestros humildes espíritus. Oh!, paz sagrada! fortalece nuestra alma con tus buenos efluvios, y no nos abandones. Te pido, fortalezcas a todos los miembros de mi familia, para que paz y solo paz reine en mi humilde hogar. Oh,  Jesús,  tuque nos enseñaste y practicaste la paz por este mundo, consérvame en armonía con mi familia, y dale paz y tranquilidad a mi atribulado espíritu encarnado, para que esa misma paz sea esparcida en mi hogar.Amen!. Dios derrame de su paz, amor, tranquilidad sobre tu vida y cada musculo de tu cuerpo y mente sean sometidos a la voluntad y dirección de Dios, tú corazón sea restaurado y tengas la libertad que cristo te da para llevar a bien la relación actual con el ahora tu socio en el nombre de Jesús Amen y Amen.

Así es y así será!.


Oración por la fertilidad:

Oración de nuestra Señora de la Dulce Esperanza:

Bendita seas Maria, Virgen y Madre, el Señor te lleno de gracia y alegría enla Dulceespera de Jesús.
Te rogamos por los esposos que desean el don de un hijo, ayúdalos en esta esperanza y a apoyarse en el camino de la vida. Acuérdate de los que han abierto su corazón a la adopción, mantenlos en la alegría de su generosidad. También únete a quienes han recibido los hermosos nombres de Padre y Madre, para que con vos den gracias a Dios por su grandeza manifestada en el niño recién nacido. Finalmente recógenos a todos en el gran abrazo del Espíritu Santo, para que mostremos al mundo que podemos vivir como hermanos, porque todos somos hijos de Dios.

Amen!.


Oración  a nuestros difuntos:

 Dios nuestro, ante quien los muertos viven y en quien los santos encuentran la felicidad eterna, escucha nuestras súplicas por nuestro (a) hermano (a) N…, que ha sido privado (a) de la luz de este mundo, y concédele gozar eternamente de la claridad de tu presencia. Por Cristo nuestro Señor. Amén!.

Oracion por todos los Difuntos:
 Dios todopoderoso, por la muerte de Jesucristo, tu Hijo, destruiste nuestra muerte; por su reposo en el sepulcro santificaste las sepulturas y por su gloriosa resurrección nos restituiste la vida a la inmortalidad.
Escucha nuestra oración por aquellos que muertos en Cristo y con sepultados en él, anhelan la feliz esperanza de la resurrección.
 Concede, Señor de vivos y muertos, a cuantos en la tierra te conocieron por la fe, alabarte sin fin en el cielo.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Amén!.

Oración por las Almas del Purgatorio:

Oración propia de la Novena Padre misericordioso, en unión con la Iglesia Triunfante en el cielo, te suplico tengas piedad de las almas del Purgatorio.
 Recuerda tu eterno amor por ellas y muéstrales los infinitos méritos de tu amado Hijo. Dígnate librarles de penas y dolores para que pronto gocen de paz y felicidad. Dios, Padre celestial, te doy gracias por el don de perseverancia que has concedido a las almas de los fieles difuntos.
 Amable Salvador, Jesucristo.
 Eres el Rey de reyes en el país de la dicha.
 Te pido que por tu misericordia oigas mi oración y liberes las almas del Purgatorio, en particular, N…
 LLévalas de la prisión de las tinieblas a la luz y libertad de los hijos de Dios en el Reino de tu gloria. 
 Amable Salvador, te doy gracias por haber redimido las pobres almas con tu preciosísima Sangre, salvándolas de la muerte eterna.
 Dios Espíritu Santo, enciende en mí el fuego de tu divino amor. 
 Aviva mi fe y confianza, acepta benignamente las oraciones que te ofrezco por las almas que sufren en el Purgatorio. 
 Quiero aplicar los méritos de esta devoción en favor de toda la Iglesia Sufriente y en especial por mis difuntos padres, hermanos, hermanas, bienhechores, parientes y amigos. 
 Atiende mi plegaria para que podamos reunirnos en el Reino de tu gloria.
 Dios Espíritu Santo, te doy gracias por todos los beneficios con que has santificado, fortalecido y aliviado a estas benditas almas y en especial por consolarlas en los actuales sufrimientos con la certeza de la felicidad eterna.
 Que pronto se unan contigo y oigan aquellas benditas palabras que las llaman al hogar del Cielo:
 “¡Vengan, los Bendecidos por mi Padre! Tomen posesión del Reino que ha sido preparado para ustedes desde el principio del mundo”

Amén!. 


Oración para dormir:

  Padre mío, ahora que las voces se silenciaron
y los clamores se apagaron, aquí al pie de la cama
mi alma se eleva hasta Tí, para decirte: Creo en Tí, espero en Tí, te amo con todas
mis fuerzas, Gloria a Tí Señor. Deposito en tus manos, la fatiga y la lucha,
las alegrías y desencantos de este día
que quedó atrás. Si los nervios me traicionaron, si los impulsos
egoístas me dominaron, si di entrada al rencor
o a la tristeza, ¡Perdón, Señor!. Ten piedad de mí. Si he sido infiel, si pronuncié palabras vanas,
si me dejé llevar por la impaciencia.
Si fui espina para alguien ¡Perdón, Señor!.
No quiero esta noche entregarme al sueño, sin sentir
sobre mi alma la seguridad de tu misericordia,
tu dulce misericordia, enteramente gratuita, Señor. Te doy gracias, Padre mío, porque has sido la sombra
fresca que me ha cobijado durante todo este día.
Te doy gracias porque, invisible, cariñoso, envolvente,
me has cuidado a lo largo de estas horas. Señor, a mi alrededor ya todo es silencio y calma.
Envía el ángel de la paz a esta casa. Relaja mis nervios
sosiega mi espíritu, suelta mis tensiones,
inunda mi ser de silencio y serenidad. Vela sobre mí, Padre querido, mientras me entrego
confiado al sueño, como un niño que duerme
feliz entre tus brazos. En tu nombre Señor, descansaré tranquilo.Amén!. 


 Oraciones para los niños: 

 Ángel Santo de la Guarda, dulce   
compañía, no me desampares ni de
noche ni de día. No me dejes solo
que me perdería. Ni vivir, ni morir
en pecado mortal. Jesús en la vida,
Jesús en la muerte, Jesús para siempre.
Amén!.
Ángel Santo de la guardia,
tesoro del Señor, que del
cielo fuiste enviado para
ser mi guardador. Yo te rego
Ángel bendito que me libres
y me guardes de los lasos del
maldito, ahora y siempre

Amén!.

Padre Nuestro, que estás en los Cielos,
Santificado sea Tu Nombre,
Venga a nosotros Tu Reino,
Hágase Tu Voluntad,
así en la tierra como en el Cielo.
El pan nuestro de cada día dánoslo hoy,
y perdona nuestras deudas, así
nosotros perdonamos a nuestros deudores,
y no nos dejes caer en la tentación,
mas líbranos del mal.
Amén!.

 

 

Cuatro esquinitas
tiene mi cama
cuatro angelitos
que me la guardan
dos a los pies
dos a la cabecera
y la Virgen María es mi compañera
y me dice
duerme y reposa
y no tengas miedo
de ninguna cosa.
Amén!.


Oración por los niños:

Padre te pedimos que cada niño
Tenga a su lado un adulto que lo proteja y lo ayude a crecer rodeado de verdadero amor espiritual.
Que a ningún niño le falta alimento, vivienda y asistencia médica. 
Que puedan estudiar y jugar.
Que siempre tengan ayuda en momentos de dificultad
Y estén acompañados en sus sufrimientos. 
Padre que no los abandonemos,
Que no se vean nunca más en la necesidad
De realizar tareas que no corresponden a su edad. 
Te pedimos que nos ilumines
Para encontrar los caminos que los lleven a conocerte
y a seguir tus enseñanzas. 
En estos tiempos de individualismo, agresión y violencia, ayúdanos a ser testimonio de la vida
que Tú nos diste encarnándote.
Que vivamos solidariamente el
“ama a tu prójimo como a ti mismo”. 
Porque el que ama, da.
Que esta sea nuestra herencia para todos los niños del mundo:
Si todos amaramos
Una nueva cultura aparecería en la tierra
“la cultura del dar”
La única que hace al ser humano realmente libre feliz
La única que los acerca a tu Reino.
Y, padre colma los corazones de los niños del valor necesario para construir un mundo donde la justicia, la paz y el amor sean verdad.
Así sea por los siglos de los siglos…

Amén!.


Oración a los presidiarios inocentes:

 Divina Misericordia de Dios, que tu luz divina toque la frente de los que inocentes, sufren martirio, por haber sido apresados y maltratados. Encerrados en prisión claman justicia, mas el corazón del que dicta sentencia, para ser justo, debe estar antes también en las manos de Dios. Cantemos alabanza a Dios, así todos sentiremos la Gloria del Señor, que sufrió su calvario por amor, y Dios padre lo coloco a su diestra. Que nuestra alma se llene de contienda, contra los injustos, pidiendo piedad están los que quedan atrás, sin padre, sin madre, por tenerlos encerrados en las cárceles. Oremos por las almas de los que viven encerrados en su maldad, oremos porque las puertas de sus rejas se abran, y salgan de la oscuridad. Pidamos justicia, pidamos por los que no pueden hablar, que el encierro se haga menos largo. Sabiendo que hay quien los ama y llama a las puertas de jueces y juzgados, Para proclamar su inocencia.

 Divino Señor, Con tu sangre bendita, Expulsa los demonios de la injusticia, Que los corazones se abran y seas tú la sabiduría En gobernantes y leyes. Señor Jesucristo, Bendice a los presos de Poggioreale, y a los de México, Portugal, Brasil, Así como a todos los que piden, En tu nombre Porque el que cree en ti,

 Ya esta salvo!

 Amen!.


Oración de los Presidiarios:

 ¡Oh bienaventurado San Nicolás de Bari! a quién Dios ha glorificado con innumerables milagros manifestando su voluntad de que acudamos a ti, en los momentos difíciles de nuestra vida, confiados en tu protección.

 ¡Oh portento de caridad! al que acuden las familias, los pobres, los enfermos, los comerciantes, los empleados, los presos, los niños, las doncellas en peligro; yo, humildemente te pido me alcances la gracia que de ti espero, confiado en tu valiosísima protección, la que nunca niegas a tus devotos, para que favorecidos por tus bondades, cantemos una vez más las misericordias del Señor, y las maravillas de sus santos. ¡Providentísimo San Nicolás! no me abandones.


San Francisco de Asís:
Oraciones Franciscanas para los Animales:

Por todos los animales
Bendito seas, Dios todo poderoso
creador de todos los seres vivos.
En el quinto y sexto dia de la creacion,
Tu creaste peces en los mares,
Aves en el aire y animales en la tierra.
Tu inspiraste a San Francisco para que considerara a todoso los animales
Como a sus hermanos y hermanas.
Te pedimos que bendigas a este animal.
Por el poder de Tu Amor.
Permite que (Nombre del Animal) viva segun Tu Deseo.
Siempre seras alabado
Por toda la belleza de tu creacion.
¡Bendito seas, Dios Todopoderoso, en todas tus Criaturas!

Amen!. 



Por los animales enfermos:

Padre Celestial,
Tú creaste todas las cosas para la gloria de Tu nombre
y nos hiciste sirviente de esta criatura.
Si así es Tu deseo, restáurale su salud y fuerzas.
Bendito seas, Dios Todopoderoso,
y sagrado sea Tu nombre por los siglos de los siglos.

Amén!.


Oración de los Animales:

 Escucha nuestra Oración, OH Dios, por nuestros amigos, los animales, especialmente por aquellos animales, que están sufriendo; por aquellos que están fatigados, desnutridos y que son cruelmente tratados; por aquellas criaturas melancólicas que se encuentran cautivas que se golpean contra las rejas; por todos los que se encuentran en el dolor o que están listos para hacer el llamado cambio de la “muerte”; por todos los que deben ser sacados de sus miserias por los seres humanos, a través de la tan llamada muerte!

 Nosotros suplicamos por todo ellos Tu Misericordia y Compasión. Haz de nosotros mismos, verdaderos amigos de los animales, como guardianes y protectores de la vida pura e inocente sobre este planeta…

Así sea!.


 Oración del Perro:

Señor, gracias por el instinto de felicidad que Tú
me has dado con el que puedo guardar la casa,
lo rebaños y las cosas de mi amo. Concédele a él
este mismo sentido para que también sepa ser
fiel a todos sus compromisos.

 Dale, además, una sonrisa fácil y espontánea para
con todos aquellos que se acerquen a él, como fácil
y espontáneo es el movimiento de mi cola cuando
él se acerca a mí.

Y a propósito de esto: Dótale de una sensibilidad y
acogida tan exquisitas a la hora adivinar y celebrar
tu cercanía como las diste a mí para intuir y celebrar
la suya.

Haz que también esté él tan inclinado y pronto al
agradecimiento, como lo estoy yo a lamer sus
manos cada vez que me regala con alguna caricia
o alimento.

Pero que no gaste su vida, y menos su oración,
en palabras, sino en hechos, para que no caiga
en el dicho en que a veces caigo yo: “Perro ladrador, poco mordedor”….

Amén!.


Oración para cuando un perro comienza  aullar y aumenta el temor en los niños y también en adultos:

Calla animal feroz
Mira que el cielo divino
Nacio primero que voz
Del tronco, nacio la hoja
De la hoja nacio la flor
De la flor nuestra Virgen Maria
De nuestra Virgen María
Nuestro Señor
Amen!.

Esta Oración se repite tres veces.

 

 

Anuncios

Read Full Post »